Quédate, te dirá Barcelona

Quédate, te dirá Barcelona

Myreia S. Vaquero

Quédate, que tiene más de una playa en versión original. Que te promete que vas a poder escapar de la rutina. Que sólo hay una cosa más bonita que el mar. El mar si estás tú.

Quédate para leer en la playa. Para llenar de conversaciones la toalla. Para sentir un atardecer en la Barceloneta.

Quédate para volver a creer en el amor a primera vista. Para sentirte pequeño al lado de las torres venecianas. Y el más grande desde el Monte del Tibidabo.

Quédate, porque te llevará por calles tan estrechas en las que parece que no pueda llegar la luz. Ni tú. Pero tú quédate, que ella no te soltará de la mano. Porque en esos rincones, también amanece que no es poco. Es todo.

Quédate porque siempre tienes ganas de ir en bicicleta pero nunca lo haces.

Quédate para comprar un perfume en Les Topettes, uno que huela a lo mucho que te gusta la ciudad. Quédate porque están los bares de siempre y los que acaban de nacer. Porque en cualquiera de ellos te puedes sentir como en casa. Porque la comida más importante del día es Barcelona.

Quédate porque, cuando menos te lo esperas, aparece una terraza secreta para tomar algo. Algo como un ratito de felicidad. Quédate porque cada día, podrás descubrir un pueblo de los que guarda por dentro.

Quédate para dar un beso en el Arco del Triunfo. O uno detrás de otro.

PUBLICIDAD



PUBLICIDAD