A flor de piel

A flor de piel

CLARA BUEDO

El fotógrafo Thomas Rusch (Friburgo – Breisgau, Alemania, 1962) entiende bien de obsesiones. Acostumbra a reflejar en su obra gráfica las múltiples facetas de lo erótico. El concepto de sesualidad le pone, y mucho, a la hora de crear, un prisma muy tórrido a través del cual ver el mundo. Con su obra Hortus Florum ha conseguido reflejar todo el simbolismo de la hoja de parra bíblica. Mucho mejor que fotografiar las flores sobre fondo blanco y negro.

 

Fotografías de Thomas Rusch.

Artículo publicado originalmente en el número 8 de L’Officiel España.

PUBLICIDAD



PUBLICIDAD